La pensión de alimentos. ¿En qué consiste la pensión de alimentos, qué es la pensión de alimentos?

La pension alimenticia es aquella cifra, aquella cantidad económica que generalmente aquel progenitor que no obtenga la custodia de sus hijos va a tener que abonar mensualmente en una cuenta para ayudar al sostenimiento de las cargas que tiene el tener aún la custodia de un niño, es decir, del día a día de los gastos del día a día de nuestros hijos.

Incluirá siempre, los alimentos propiamente dichos, la ropa, el calzado e incluirá siempre las tasas escolares, la matrícula del colegio. Incluirá también los uniformes, incluirá los libros. La pensión de alimentos incluye todo aquello que sea ordinario en la vida de nuestros hijos.

No incluirá aquellos gastos que se consideran extraordinarios. Los gastos extraordinarios son aquellos que no son previsibles en la vida de nuestros hijos, son aquellos gastos que suceden puntualmente: es el dentista, es el oculista, es el podólogo, es una clase extraordinaria porque necesita un apoyo de inglés, porque necesita un apoyo de francés, porque necesita un apoyo de mates, son aquellos gastos que no podemos prever y sobre todo, aquellos especialistas médicos que no estén cubiertos por la Seguridad Social.

¿En qué consiste la pensión de alimentos?

Dentro de este concepto, hay un criterio fundamental a tener en cuenta y es que el gasto extraordinario sólo será exigible si hay previo acuerdo entre las partes. Cuando se va a generar el gasto extraordinario, antes de que se genere se tiene que informar al otro progenitor y una vez que los dos han acordado que eso es lo mejor para sus hijos, el gasto extraordinario se aceptará y se abonará al 50% entre cada uno de ellos.

No sucederá igual con los gastos médicos que sean de obligado cumplimiento, que sean necesarios. Los gastos médicos tendrán que aceptarse independientemente de que se le haya notificado al otro progenitor o no antes de que se genere el gasto. En la pensión de alimentos ha habido una modificación en el mes de julio de 2016 de unas tablas en las cuales el Consejo General del Poder Judicial trata de orientar a las partes y a los letrados sobre las cantidades que se van a poder pedir dependiendo de las circunstancias de cada caso, es decir, dependiendo si tenemos un hijo o dos, dependiendo si trabajan los dos progenitores o solamente trabaja uno, dependiendo de si los hijos que tenemos están en una edad o están en otra edad.

Con todos estos factores, se han desarrollado unas fórmulas que dan lugar a unas tablas que siguen siendo orientativas pero que, a día de hoy, sí que da lugar a muchísimas modificaciones de medidas para ajustar lo que hasta ahora se venía pagando por los hijos, el progenitor no custodio, a lo que realmente a día de hoy debería estar pagando, que generalmente, es a la baja.

Si los padres tuvieran en común algún negocio dado de alta, o algunos registros de marcas comunes, deberán aportar al juez toda la documentación correspondiente al registro y a los ingresos generados por éstas, ya que una parte de ellos irán destinados directamente a pagar la pensión alimenticia del menor o menores a cargo.

La pensión de alimentos no olvidemos que se actualizará cada año con el IPC correspondiente.